En Chile los medicamentos son hasta un 38% más caros que en el resto de Latinoamérica. Pero el problema es aún más grave en lo que refiere a medicamentos para tratar las enfermedades llamadas "Raras", patologías que afectan a una de cada 2.000 personas, y cuyos tratamientos pueden llegar a costar US$ 300.000 al año, sin ningún tipo de cobertura, ni por parte del sistema público, ni del privado. Es por eso que, en conjunto con la Federación que representa a estos pacientes, la agencia creó "Joyas Invaluables", una línea especial de anillos, collares y pulseras que, en lugar de diamantes y piedras preciosas, llevan algo mucho más valioso pero también más costoso: medicamentos empleados en el tratamiento de enfermedades raras y cuyos valores llegan a cifras millonarias. El lanzamiento de esta colección se realizó en el marco de un evento donde el lujo fue protagonista de la alfombra roja del Festival de Viña del Mar, aprovechando su cobertura para tener un alcance de 200 millones de pantallas. De esta forma, se visibilizó la causa y se generó conciencia y discusión en torno a esta realidad que poco se conocía y además se logró que importantes personalidades e instituciones se sumaran y apoyaran la causa.